Lucía Méndez vuelve a hablar de Luis Miguel

La actriz y cantante, quien recientemente se convirtió en abuela contó a Yordi Rosado la relación que sostuvo con Micky





Es bien sabido que entre Lucía y Luis Miguel hubo algo más que amistad, así contó cómo comenzó todo:


“Fue en Miami, fuimos a grabar (Siempre en Domingo) con Raul Velasco. Luis tocó a la puerta de mi habitación de hotel, yo estaba ya dormida, le abrí con los pelos parados y todo, (risas). Me dijo que estaba muy triste porque no sabía nada de su mamá. Iba de smoking con una botella en la mano, yo en pijama, con los pelos parados, él quería entrar, yo le dije que no y no pasó nada, me dijo que tenía 20 años, yo tenía 30 y dije “no, está muy chavito”. Yo creo que él pensó que iba a pasar algo pero no pasó ni madre, ni un beso”.

”Posteriormente me empezó a buscar, llamar, pretender, era muy espléndido, algunos de sus regalos no los recibí. Llegó un momento en que era tan ayento, tan amable, tan todo, que sí caí, anduvimos como tres o cuatro meses y yo me sentía rara porque aparentemente le llevaba 10 años y no era así, él tenía 17 y me engañó, me pudieron haber llevado a la cárcel“.


”Tengo muy buenas anécdotas en el departamento de ‘Micky’, cómo guerras de palomitas, un día se inundó su departamento y como no podía decirle nada a su papá, ahí nos tienes a cubetas o limpio, junto con su seguridad, sacando el agua; íbamos al vine disfrazados; un día pedí un trío, me tomé unos tequilas y ya andaba alegre, le canté ”El Rey” y me decía “compórtate, eres Lucía Méndez”.

”Él era muy maduro para tener 17 años, ya había vivido muchas cosas, yo no me enamoré tanto de él porque consideré que no era correcto y dejé a “Micky” por Pedro Torres ( productor y padre de su hijo).


”Ya cuando yo terminé con Pedro y él ya tenía 28 años sí me dijo de todo. Me citó y me dijo que lo había desilusionado mucho”.