Gal Gadot: De reina de belleza a heroína




Gal u “ola” en hebreo, nació y creció en Israel. Perteneció al ejército de su país por dos años, allá el servicio militar es obligatorio tanto para hombres como para mujeres mayores de 18 años. “No fue tan difícil. Los militares me dieron un buen entrenamiento para Hollywood”, asegura.




Estudiaba Derecho internacional y lo compaginaba con el modelaje cuando su agente le comentó de un casting para una película y no se trataba de cualquier papel, sino de la chica Bond en 007: Quantum. No se quedó con el personaje, pero sí con la espinita de debutar en la actuación: al mes siguiente consiguió su primer oportunidad en la serie israelí Bubot.

En 2009 consiguió el personaje de Gisele en Rápidos y furiosos 4. Ha seguido en Rápidos y furiosos 5, 6 y 7.


En 2016 interpretó, por primera vez, a La Mujer Maravilla en Batman vs Superman: El amanecer de la justicia.

Y como pasa en todas las películas inspiradas en historietas, ha habido demasiado revuelo alrededor de su personaje. Para muchos Gal es perfecta, para otros no tanto, y algunos, más que quisquillosos, ven mal que en la película aparezca perfectamente depilada de las axilas, dicen que la historia pierde credibilidad, pues el personaje viene de una isla lejos de los estatutos actuales de belleza. Pero ¿se imaginan si no la hubieran depilado? Ewww!




Gadot ya está preparada para las críticas, pues las sabe capotear ¡y bien! Cuando fue Miss Israel en 2004 le llovieron insultos: que si estaba muy flaca, que si su cabeza era muy grande o que si tenía cuerpo de escoba parada. “Ya estoy acostumbrada”, asegura.


Desde hace 11 años Gal está casada con Yaron Versano. Tienen dos hijas Alma y Maya, y son dueños de un hotel en el distrito de Neve Tzedek en Tel Aviv.

Conduce una Ducati Monster 2006 color negro, ¡es amante de las emociones fuertes!


En agosto próximo estrenará Wonder Woman 1984. ¡Yeiii!